GOBIERNO DEBE ADMITIR QUE NO PUEDE CON LA INSEGURIDAD Y PEDIR AYUDA

Lugar:

 

 

 

 

 

 

GOBIERNO DEBE ADMITIR QUE NO PUEDE CON LA INSEGURIDAD Y PEDIR AYUDA

“Es evidente, que las actuales autoridades del gobierno y el propio presidente Varela desconocen cómo enfrentar la inseguridad que afecta al pueblo. La inseguridad aumentará, si las actuales autoridades insisten en no admitir su incapacidad  y no pedir ayuda para solucionarlo”, sostuvo Luis Eduardo Camacho, secretario de comunicación de Cambio Democrático (CD).

Camacho indicó que mientras la inseguridad galopa y desangra a los panameños en distintos puntos del país, sin excepción, las autoridades del gobierno, encabezado por el propio presidente Varela, insisten en mantener programas cuyos fracasos están demostrados.

“El gobierno del presidente Juan Carlos Varela prefiere improvisar a reconocer su incapacidad.   Sus improvisaciones, están llevando al país a una situación cada más insostenible para los panameños en materia de inseguridad, situación que se traducen en los contantes crímenes y asaltos que registran los medios locales”, sostuvo el dirigente.

Según Camacho, la más reciente improvisación, es la construcción de una cárcel insular para aislar a los cabecillas de pandillas.  “Es una absurda pretensión de solucionar la inseguridad construyendo una cárcel en una isla. Increíble que el presidente Varela y sus ministros piensen que las pandillas frenarán sus fechorías al aislarse sus cabecillas. No hay que ser un experto para comprender, que al aislar sus cabecillas; las pandillas los remplazaran por otros”.

“La primera  improvisación fue regalar plata a pandilleros bajo la falsa premisa que haría los barrios más seguros. Chiriquí es el mejor ejemplo del fracaso del programa “Barrios seguros; los pandilleros tienen plata, pero lo barrios son más inseguros” afirmó el dirigente de CD.

 

Si las actuales autoridades siguen improvisando sobre cómo frenar la inseguridad; provocarán más luto y dolor a las familias que ya no solo sufren, por la incapacidad del gobierno, el alto costo de la vida, la pérdida de beneficios sociales, sino también la inseguridad que desangra el país; si no saben solucionar el problema, pregunten a quienes sí han demostrado conocer cómo hacerlo, concluyó Camacho.