CONFIRMAN EN HOSPITAL DETERIORO DE SALUD DEL EX MINISTRO MULINO

Lugar:

 

 

 

 

 

Confirman en hospital deterioro de salud del ex ministro Mulino

 

Esposa responsabiliza, entre otros, al presidente Juan Carlos Varela por lo que le suceda al exministro de Seguridad.

 

Marisel de Mulino acude a proceso de entrevistas a aspirantes a magistrados de al CSJ.

 

De preocupante calificó este jueves, 26 de noviembre, Marisel de Mulino, no solo la situación jurídica de su esposo, el exministro de Seguridad, José Raúl Mulino, sino también las condiciones de salud del exfuncionario luego de que éste recibiera revisión médica en el Hospital Punta Pacífica, en la cual se determinó “el deterioro de salud” del ex jefe de seguridad de Panamá.

 

La atención médica tuvo lugar al medio día, bajo medidas que le impidieron al exministro Mulino, incluso, tener contacto con los medios de comunicación. El extitular de Seguridad estuvo acompañado de su esposa, quien luego habló a los periodistas sobre las condiciones de salud de su esposo, a un mes de su detención preventiva, medida decretada por la fiscal Zuleika More.

 

“Gracias al Sistema Penitenciario es que hoy pudimos tener esta cita aquí en el hospital, a diferencia de lo que ha pasado con la Fiscalía. Mi esposo se acaba de revisar con el doctor, él lo vio deteriorado en su salud, se le harán exámenes de pulmones, el oxigeno en la sangre que es muy importante pues no está en lo que debería estar normalmente, y adicional viene por un examen de sangre”, detalló la señora de Mulino.

 

“Yo responsabilizo a la Fiscal, al ministro Aguilera (Rodolfo, de Seguridad), al presidente (Juan Carlos Varela y a la procuradora (Kenia Isolda Porcell), (ya) que todos, a pesar de las cosas que están pasando han volteado su mirada, como siempre digo, y están ciegos y están sordos. Yo espero que las cosas cambien porque esto no está bien”, advirtió Marisel de Mulino, mencionando, además, que el exministro está comenzando a sufrir dolores de espalda y, tras la revisión médica, se le ha recomendado un examen cada 15 días debido a las condiciones de salud que se han visto afectadas por el sedentarismo.

 

De Mulino criticó las constantes contradicciones de la fiscal las cuales, según explicó, quedaron por escrito en una noticia publicada por medio un impreso local el pasado viernes, en referencia al caso del exfuncionario quien, reiteró, está detenido sin sustento legal y bajo condiciones que denotan abierta omisión del informe médico expedido por el propio Instituto de Medicina Legal.

 

“Al leer la nota, me impresionó, porque dijo (la fiscal) que ahorita mismo iba a hacer una auditoria. Hay una auditoria del 2012, ella no le cree a la auditoría, entonces va a hacer una nueva. ¿Cómo es posible que si iba a hacer una auditoria nueva, lo meta preso (a Mulino) antes de hacerla? Dice que iba ir a Italia a investigar. ¿Cómo es posible que no ha ido a investigar a Italia, supuestamente tuvo 14 meses, y también hay muchas pruebas, y porqué metió preso a mi esposo? Dice que este es un caso muy delicado y que hay que respetar los derechos humanos de estas personas; quiero preguntar si ha respetado algún derecho, porque para mí, no lo ha respetado”, sentenció de Mulino, afirmando que insistirán en que se le cambie la medida cautelar a su esposo para evitar más deterioro de su salud.

 

Tras concluir la revisión médica, Marisel de Mulino acudió al recinto donde se lleva a cabo el proceso de entrevistas por parte de los miembros del Pacto de Estado por la Justicia a los aspirantes a magistrados de la Corte Suprema de Justicia (CSJ). Al llegar al local, ubicado en Los Llanos de Curundú, era interrogado el abogado Octavio Del Moral, aspirante a magistrado.

 

 

“He salido muy desilusionada. Todo el mundo sabe que uno de los ungidos que va a salir como magistrado es Del Moral. Este señor es el que tomó el caso de Finmeccanica en sus manos, y me siento frustrada porque, además de Finmeccanica, tiene el de la ACP; y el mismo habló que en el caso de la ACP se va al arbitraje y en el de Finmeccanica, no. Entonces, cuál es el criterio, por qué para uno hay arribaje y para otro, no. En un caso, los que firmaron el contrato están presos, y en otro caso, no. Díganme qué clase de justicia vamos a tener si este señor lo ponen de magistrado”, concluyó Marisel de Mulino